jueves, 28 de mayo de 2009

¡¡ Feliz Cumpleaños "ALiLA" !!

lunes, 25 de mayo de 2009

¡¡ Felicidades Gemma !!

viernes, 22 de mayo de 2009

¿Y de qué hablarán estos "guiris"?

Una advertencia. Cuando esteis caminando alguna mañana en un día soleado por París (sí, nos hemos quemado un poco la cara), y se os proponga un juego con la siguiente fórmula: Te propongo un juego, ¿quieres?. La respuesta debe ser ¡NO!. Claro, que a mí nadie me había explicado el poder de este monosílabo en una situación como ésta. Así que, ya me encargo yo de avisar a los futuros inoncentes que responderán como una servidora nada más salir de casa: "¡Ay, genial! ¡Vamos, venga, ¿de qué se trata?!".

¿Cuál es la razón? Os pongo en situación: de casa a Bastille, llegando hasta el Pompidou y la tienda Apple, parando en el Starbucks, paseando por el Sena y descansando en las Tuileries, (donde nos hemos quemado). ¿Conversación? La que sigue:

Carro - Coche - Muro - Cartel - Moto - Señal - Colegio - Bicicletas - Edificio - Planta - Peatón - Perro - Racaille - Semáforo - Flor - Mujer - Esternocleidomastoideo - Masaje - Andamio - Papelera - Blusón - Playa - Restaurante - Pisa - 138 - Huevos - 53 - Colonia - 39 - Sandalia - Conrado - Mónaco - Agencia - Azul - Estación - Reloj - Rollers - Policía - Banco - Saco - Jubilación - Lentejas - Ocasión - Renfe - 1347 - Primo - Mendigo - Pera - 3.14.16 - Sexo - Ben&Jerry's - Mario - Eiffel - Sonrisa - Rue Sainte Merrie - Gilipollas...

¡Yuju!, una vez más.

Yo también me caigo en las escaleras del metro: Become a fan

Por petición popular de mis compañeros de piso, puesto que según ellos toda tontería de la que somos protagonistas es publicada en este blog, debo relatar una más: Mi caída en las escaleras del metro.

No hay gran misterio. Ruth, Gonzalo y yo nos dirigíamos hacía el barrio de Saint Mandé, a echar un vistazo a la posible nueva casa de Ruth. Día lluvioso, (¡cómo no!) y Marta con Converse, la niña es que es muy lista ella. Tranquilamente hablando cuando ¡chof! Resbala. Un par de escaleras abajo y piensa, en lo que viene siendo lo que los frikis llaman "nano-segundos" de esos: "Esto que me está pasando es peligroso, puedo caer con la cabeza y quedarme aún más tonta, y eso puede ser fatal, ¿cómo lo arreglo? Yo creo que si me tiro al suelo con el culo, que eso es blando, apaño la caída un poco". Calculé mal y me desequilibré, tanto que no podía ni levantarme del dolor...y la risa que me entró. Y ahí me quedé, "sentadita", esperando a George Clooney o a Richard Gere para que me recogieran...¡pues nada! Tuve que conformarme con mis compañeros de piso.

El resultado, una semana después es el siguiente:

miércoles, 20 de mayo de 2009

Mi primera visita al Louvre

Sí, damas y caballeros, esta tarde me he decidido a entrar, por primera vez, en el Musée du Louvre y no quedarme con la Pirámide Invertida. Esto es todo un acontecimiento por dos motivos:
a. ¿Yo? ¿Museo? ¿De forma voluntaria?
b. ¡Conocía más de tres obras!
Paso por paso, que ambos tienen su explicación. En primer lugar, todos sabemos que, a excepción del British Museum, mi predisposición a perderme en una sala de este tipo es bastante escasa. Pero Sarko, sí ese que va colgado del brazo de la Bruni y no al revés, sacó hace poco una ley por la que todos los estudiantes gozábamos de entrada gratis, sin límite de ningún tipo, salvo el llevarse algún objeto de esos a los que ponen focos y cordones de seguridad, (aunque yo sigo insistiendo que la estatua-de-mujer-sin-brazos hubiese quedado perfecta en casa y que yo la doy más uso). Miércoles soleado y sin nada mejor que hacer, ¡ya no hay excusa!.
También es de dominio público, que mi conocimiento del arte no escasea, sino que no existe. Pero ahí estaba yo, subiendo las escaleras de la sala Denon histérica perdida, como la que se acerca al altar el día de su boda,(¡y qué boda! mi futuro marido tendría que tener mínimo unos veinte títulos aristocráticos, porque esas escaleras no las tiene cualquiera en el salón de su casa). El estado de expectación por mi parte es máximo, sólo con ver la foto de los carteles que te guían hacia su ubicación, yo sabía de qué obras se trataban: La Mona Lisa (me se su historia, ¡venga, preguntádme!), La Venus del Milo, La libertad guiando el pueblo, y...mmm, he dicho más de tres y ¡tengo que conseguirlo!...ahh, no sus obras pero sí el autor, Jaques-Louis David. Y es que no todo se aprende estudiando arte, ¿quién no ha leído "El Ocho"?.

lunes, 18 de mayo de 2009

LOST en París

En primer lugar, he de advertir al lector que, en el caso de no ser fan número uno de toda serie de televisión norteamericana emitida por internet, se encontrará un poco "perdido" en la historia que sigue a continuación. Tampoco es necesario llegar al nivel enfermizo que tenemos los cuatro que vivimos en esta casa, al menos no para ésta; puesto que doy por hecho que todos estamos al tanto de la actualidad que nos ocupa.

En algún momento de la tarde de ayer, el cual no puedo precisar, debido a que en "la isla" los relojes se paran y el dominio del Sol para chivarnos la hora aún no es absoluto, dos de nosotros decidimos salir del "campamento" para cruzar al otro lado. Paso ligero (y más que ligero, lo de respirar-hablar-andar era un auténtico reto) y alerta, nunca sabes cuando "los otros" pueden interrumpir dicho reconocimiento de la tierra. Dos apuestas cerradas después, llegamos a la "torre de radio", digo La Torre Eiffel. Me estoy metiendo demasiado en el papel...

A la vuelta nos internamos en "la Jungla" y comenzamos a ver en ella hasta un "oso polar". Esto empieza a irsenos de las manos, pero ¿por qué no jugar un rato? Kate decide dejar a John Loke caminar sólo y escoge otro camino, que se alarga más de lo esperado.

Llegando a Chatelet se da cuenta de que no llega al cine, y decide enviar un mensaje a su compañero de paseo (un sms sí, pero hablemos de ellos como "señales de humo", más apropiado para "un punto perdido en medio del oceáno", que es de lo que va esta serie).

- La orquídea alcanzada, pillo un atajo hasta la playa...¡quiero ponerme cuanto antes a salvo! Cuidado con el "humo negro" y no te fies. En cualquier momento sabemos que aparece.

- Terminado Rivoli, creo que alcanzaré la playa antes que tú.

No puede ser, Kate es cabezota y tiene que llegar antes al campamento. Además, está convencida de que Loke ha pillado una "canoa" (llamada por "los otros" taxi) y ha hecho trampas. Por mucho que corriese, los miembros de "la iniciativa Dharma" me retienen y me exigen la presentación del pase Navigo para continuar. Las paradas no me ayudan, tendré que correr, no sin antes enviar un nuevo mensaje alertando a mi compañero: Te informo, huelo a mar y escucho las olas, estoy cerca...¡yo, correría!
Pocos minutos después escucho un nuevo mensaje: LLegando, oigo la guitarra de Charlie que está en la playa...¿Pero sabéis qué? Soy yo quien la tocaba, ya estaba en casa.

Después de sumergirnos en el agua y bucear, echamos cuentas de las ensaladas apostadas durante todo el fin de semana (en un isla, ¿qué vas apostar si no es comida y ron?). Salgo perdiendo por una. Sentados en la arena disfrutamos de ella y de una serie de televisión de la que aún no habíamos echado cuenta, ¿quién sabe?¡Quizás el próximo día seamos CSI! Hay que ir eligiendo personaje.


domingo, 17 de mayo de 2009

¡ Felicidades Malka !

viernes, 15 de mayo de 2009

¡¡ Feliz Cumpleaños Papá !!

martes, 12 de mayo de 2009

¡¡ Felicidades Abuelo !!

lunes, 11 de mayo de 2009

¡¡ FELICIDADES MARIO !!